Los anA?lisis clA�nicos revelaron mA?s malas noticias: ambas menores tenA�an signos de abusos sexuales de larga data y una de ellas, segA?n informA? ayer por la tarde el Ministerio PA?blico Fiscal, estA? contagiada con sA�filis, enfermedad que trae desde antes de lo sucedido el jueves pasado.
Los resultados han abierto un panorama abrumador para los investigadores deA�San MartA�n.
Por empezar, la hipA?tesis de que las menores eran explotadas sexualmente por adultos y que llegaron a manos de Lucas FernA?ndez luego de un pacto previo por dinero.
Lo sospechan porque las chicas subieron al auto luego de verlo pasar dos veces, porque afirman que lo hicieron voluntariamente, luego de que FernA?ndez y otro adulto de nombre MatA�as las invitaran «a tomar unos tragos». Aunque no tienen pruebas de que fueran explotadas, a los investigadores les cuesta creer que las menores se manejaran de esta manera, solas y por su cuenta.
Otro punto abierto es la venta de drogas a menores de edad. La informaciA?n en la causa indica que cuando partieron de plaza Italia y antes de llegar al departamento de FernA?ndez, fueron a comprar drogas.
Los adultos habrA�an mandado a las dos chiquitas a adquirir los estupefacientes, evitando correr riesgos.
Esto serA? investigado por la Justicia Federal, cuando la fiscalA�a gire la denuncia a ese fuero, que es el que tiene competencia legal sobre comercializaciA?n y consumo de drogas.
Pero no quita que los detectives de la fiscalA�a recolecten mA?s pruebas y luego se las envA�en al juez federal.
Los abusos sexuales de larga data, confirmados por los mA�dicos, son la otra revelaciA?n que abrirA? sin duda una causa paralela.
Estos diagnA?sticos seA�alan que las niA�as han sido violadas reiteradamente desde hace mucho tiempo.

CorrupciA?n de menores

Todas estas puertas se han abierto con la investigaciA?n principal, en la que el acusado, Lucas FernA?ndez, pidiA? declarar, justo luego de saber que se habA�a ordenado su traslado a la cA?rcel.
Ante esto, el envA�o al penal fue provisoriamente suspendido para no tener que llevarlo desdeA�Mendoza otra vez hasta San MartA�n.
Pero la situaciA?n de FernA?ndez es muy mala y comprometida. Lo que declare hoy en su defensa, no modificarA? su condiciA?n actual, con un inminente pedido de prisiA?n preventiva y una larga estadA�a en la penitenciarA�a hasta el juicio.
Es mA?s, podrA�a sumarse a la imputaciA?n deA�abuso sexualA�con acceso carnal que ya tiene en su contra, la de corrupciA?n de menores por la otra niA�a, que aunque al parecer no fue violada por FernA?ndez, si observaba en el mismo auto y en todo momento cA?mo era abusada su amiga

Fuente: Diario Uno