A minutos de vivir la fiesta máxima de todos los mendocinos, los artistas viven momentos especiales en los camarines.

Los mates, las charlas y los nervios ganan terreno. De todas partes de la provincia hay artistas que año a año buscan estar sobre este escenario. Esperan encontrar en el público la respuesta del aplauso. Poco ensayo general, pero muchas ganas de salir a escena. La llovizna a ganado parte de esta previa, pero nada hará que las ganas de los artistas decaiga.

Por Redacción