Desde sitios oficiales aseguran que pasadas las 11 de la mañana de éste domingo confirmaron que al momento han sido rescatados vivos 4 chicos.

La noticia es muy alentadora, teniendo en cuenta que debieron acelerar los trabajos de rescate debido a los pronósticos del tiempo, que indican la llegada de lluvias monzonicas, lo que elevaría el nivel del agua en las cuevas, y según declaraciones “sería imposible poder drenarla con bombas”.

Mientras colegas australianos confirman que la tan temida lluvia comenzó a caer, 8 chicos y el profesor permanecen aún dentro de la caverna, debido a un intervalo en el operativo, que atiende a motivos técnicos.

Según medios extranjeros, hay más de 90 buzos trabajando en el lugar, y por cada niño rescatado fueron necesarios 2 profesionales. Hasta el momento la evolución del apresurado rescate es muy alentadora, teniendo en cuenta que muchos de esos chicos ni siquiera saben nadar, ni hablan el mismo idioma que sus rescatistas.

Al momento realizan tareas de reabastecimiento de tanques de oxígeno y se estima que en 10 horas más podrían terminar la peligrosa operación de rescate, que hasta el momento ha sido exitosa y logró recuperar con vida a 4 de los 11 niños tailandeses atrapados.

Por Redacción.