El fracking, o también llamado fractura hidraúlica, es un tema que ha generado malestar en la comunidad del sur mendocino, además de otras zonas de la provincia. Esto, luego de la reglamentación que el Gobierno hizo de esa actividad.

En la Asamblea Legislativa que se llevó a cabo el pasado martes, el Gobernador Alfredo Cornejo, hizo referencia al tema y convencido afirmó, que la mayoría de los mendocinos está de acuerdo con la estrategia oficial. «Este gobierno propone y está convencido que la gran mayoría de los mendocinos quiere esa armonía, del desarrollo con el cuidado del medio ambiente de la Provincia».

Respecto a las nuevas técnicas utilizadas destacó: «En materia de petróleo, Mendoza posee importantes yacimientos de crudo convencional, pero también tiene crudo no convencional y crudo pesado, siendo una de las reservas más grandes del país. Por eso hemos trabajado, antes que nada, en la normativa que regula la evaluación ambiental del proceso de estimulación hidráulica con diferentes especialistas y actores sociales, contemplando todos los estudios y controles que las empresas deberán cumplir», aseguró el  mandatario, en defensa del Decreto reglamentario del fracking.

Tras esta afirmación, Cornejo expresó: «El decreto busca complementar el control ambiental serio, científico, con el desarrollo que aporta la actividad petrolera. Este gobierno propone y está convencido que la gran mayoría de los mendocinos quiere esa armonía, del desarrollo con el cuidado del medio ambiente de la Provincia»

«Este nuevo Estado puede apretar los dientes cuando y como debe, para defender los intereses de Mendoza y conseguir resultados concretos. Pongo como ejemplo la eximición del impuesto al vino, en conjunto con el sector privado y la facilitación del pago de la tarifa de gas. O con la defensa de los regantes del Atuel y todo el clúster productivo que lo rodea y da vida a gran parte del sur mendocino», finalizó.

Fuente: Medios