La Dirección de Defensa Civil advirtió a través de sus redes sociales que está corriendo viento zonda en precordillera, en zonas de Uspallata y Potrerillo, y que podría bajar al llano.

Además, otro comunicado asegura que en algunos distritos de Tupungato ya hay ráfagas de viento de moderadas a fuerte.

En caso que el viento comience en el llano, se recomienda:

  • Hidratarse permenentemente, sobre todo a los niños y adultos mayores.
  • Tener a mano la medicación en caso de sufrir asma o cualquier otra enfermedad bronquial o pulmonar.
  • Cerrar la casa lo más herméticamente posible para evitar la entrada del aire seco y caliente del exterior. Tapar con trapos húmedos todas las pequeñas aberturas, como marcos de puertas y ventanas.
  • En casos extremos, aumentar artificialmente la humedad del interior de la casa mediante rociado o regado del piso o paredes.
  • Tratar de reducir al mínimo la permanencia en el exterior, evitando exponerse a la radiación solar por mucho tiempo. Suele ser aconsejable tomar duchas de agua fresca.
  • Evitar la inhalación del polvo suspendido en el aire que arrastra el viento y protegerse los ojos. No tocar objetos metálicos, ya que se pueden producir descargas eléctricas.
  • Ser precavido en lugares descubiertos. Por momentos, las fuertes ráfagas del viento Zonda pueden arrancar chapas, tejas u otros objetos de los techos y ser arrojados con fuerza a grandes distancias.
  • Mantenerse alejado de los árboles grandes y frondosos de madera frágil. La fuerza del viento puede quebrar ramas y arrojarlas sobre las personas.
  • No estacionar el automóvil bajo árboles.
  • Al conducir, extremar la precaución.
  • Ser precavido con el manejo de materiales inflamables y elementos que pueden provocar chispas o fuego, ya que la sequedad del ambiente durante el Zonda eleva la posibilidad de incendios. Asegurarse de apagar completamente la colilla del cigarrillo antes de arrojarla.