En la previa a la semana del estudiante, muchos jóvenes eligen destinos turísticos para acampar con sus amigos y compañeros.

En ese marco, la Policía Turística, con asiento en Valle Grande, San Rafael, descubrió a un grupo de jóvenes enterrando bebidas alcohólicas a la vera de la Ruta 173.

Una de las disposiciones del Ministerio de Seguridad y otras áreas estatales para garantizar un comienzo de primavera sin incidentes es restringir el consumo de bebidas alcohólicas, teniendo en cuenta que además muchos de los chicos que celebran el 21 de septiembre son menores de edad.

Pasadas la medianoche del martes, efectivos de la Unidad de Policía Turística realizaron patrullajes por la Ruta Provincial 173 y, a la altura del kilómetro 22, advirtieron extraños movimientos en un predio baldío.

Al tratar de averiguar qué sucedía, descubrieron un hecho insólito: un grupo de personas cavando con una pala, un pozo para dejar enterradas varias botellas que contenían bebidas alcohólicas.

Con el apoyo de otras divisiones policiales, los agentes verificaron la presencia de botellas de vodka, fernet, un aperitivo y packs de latas de cerveza, lo que en valor comercial era equivalente a 7 mil pesos.

Tras el secuestro de las bebidas, nueve personas fueron trasladadas a la subcomisaría de Rama Caída, de las cuales seis eran mayores y las otras tres menores, a las que se derivó a la Comisaría del Menor a la espera de sus progenitores, a quienes se notificó de lo sucedido.

El objetivo de los jóvenes era, con una pala punta corazón, cavar un pozo, dejar enterradas las bebidas y buscarlas durante su estadía en el Valle en la próxima Semana del Estudiante.

Fuente: Medios