El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, fue demandado por su decisión de bloquear a usuarios de Twitter desde su cuenta @realDonaldTrump, lo que según el Instituto Knight First Amendment de la Universidad de Columbia viola la Primera Enmienda de la constitución norteamericana.

La demanda, presentada en un juzgado de Nueva York por el Intituto y siete usuarios particulares de la red social, afirma que el mandatario y su equipo de comunicación violan la Primera Enmienda constitucional al bloquear cuentas que critican al presidente.

La Primera Enmienda a la Constitución de los Estados Unidos prohíbe entre otras cosas el establecimiento de medidas que reduzcan la libertad de expresión, lo que implica también el derecho a obtener información.

Por Redacción