Imagen ilustrativa

La tarifa del gas subirá el mes que viene, y si bien el porcentaje no ha sido confirmado oficialmente por el Gobierno Nacional, el incremento autorizado sería del 29%, e incluirá otra suba para el mes de enero.

Durante septiembre hubo una serie de audiencias públicas para establecer la tarifa del gas para el semestre que se inicia en octubre y culmina en marzo.

En esas audiencias, Ecogas había presentado un esquema de un aumento en las tarifas que rondaba el 27,6% en promedio para la tarifa residencial y el 24,3% para la tarifa social.

Como la suba comenzará a aplicarse el 1 de octubre, los incrementos llegarán en las boletas de noviembre y diciembre. Pero en los próximos días se conocerá el porcentaje exacto de suba que autoriza el Gobierno Nacional.

La negociación implica no sólo a las distribuidoras, sino a las productoras de gas. El mayor problema para el Ejecutivo es que la megadevaluación trastocó las negociaciones ya que el gas es un commodity y su valor está dolarizado.

Las productoras de gas aceptaron una rebaja en el precio en boca de pozo que se trasladará a los usuarios en el semestre octubre-marzo: será de u$s4,10 por millón de btu, sobre un valor vigente desde abril al mes actual de u$s4,68 promedio.

La Secretaría de Energía que dirige Javier Iguacel está intentando negociar, además, un precio del dólar a $31,47, algo que, por supuesto, las empresas rechazan, de modo que lo más probable, según afirma Ámbito, es que se termine pactando el precio actual del dólar como valor para todo el semestre.

Fuente: Medios