El paso a Chile quedó inhabilitado al tránsito para todo tipo de vehículos por fuertes vientos y nevadas en la alta montaña.

Los vehículos de carga esperan la reapertura del complejo fronterizo en Uspallata, donde funciona la aduana que controla a los camiones.

Esta mañana la coordinación del complejo fronterizo había informado que el túnel internacional continuaría cerrado durante la jornada ya que hay «gran inestabilidad en alta montaña» con «fuertes vientos y riesgos de desprendimientos». 

«Se estima que con el paso de las horas las condiciones meteorológicas continuarán desmejorando, haciendo inviable la reapertura del paso», añadieron.

Por Redacción