Según se informó desde el Instituto Provincial de la Vivienda, IPV, en su festejo número 70 se realizó un balance y su resultado es positivo.

De cada cuatro viviendas que se construyeron en Mendoza, una fue del IPV, esto equivale al 25%. De dichas casas, el gobernador actual, Alfredo Cornejo, hizo entrega la semana pasada, del primer barrio que empezó y culminó en lo que va de su tiempo de gestión. Las demás que han sido entregadas las habilitó y comenzó el ex gobernador de la provincia, Paco Pérez, pero se mantuvieron paradas más de tres años.

Con un establecido déficit habitacional de alrededor de 65 mil viviendas, éste año el Gobernador tenía el objetivo de entregar 2 mil de ellas, sin embargo, lleva cerca de 1.400, las cuales en su mayoría, comenzaron en la gestión anterior. El pasado jueves entregó el IPV, 34 viviendas del barrio José Molina Campos, en Rivadavia. El mismo, es el primer emprendimiento urbanístico que empezó y concluyó la actual gestión, en un plazo de 16 meses y con una inversión de más de $50 millones.

Por Redacción