Los vecinos del Barrio Jardín Los Andes piden especial atención a las autoridades municipales del peligro inminente que viven a diario cuando transitan la calle Zapiola, entre los segmentos de calle Arjonilla y Cuesta del Madero, en la Ciudad de San Martín.

ESPACIO PUBLICITARIO, LA NOTA CONTINÚA DEBAJO.

Entre los reclamos que llegaron a la redacción se enumeraron falta de cordones en la calle, escasa iluminación y necesidad de colocación de un reductor de velocidad que limite la imprudencia de automovilistas y motociclistas.

Juan, uno de los solicitantes menciona que los cordones ausentes en la acequia es un peligro grande porque se encuentra a centímetros del canal de riego donde circula grandes caudales de agua y donde se han contabilizado numerosos accidentes. «Cualquier ciclista, peatón o automóvil está expuesto a caer facilmente al canal con agua. Es una calle sin banquina y lo único que limita el una acequia profunda», comenta el denunciante quien además exhibe imágenes.

Respecto a la iluminación la zona cuenta con pocos focos, que se ayudan con el resplandor de algunas luminarias tendidas en calle Moyano, a unos 20 metros paralela a la calle Zapiola. Ante esta situación, los vecinos, piden un urgente desrame y colocación de luz led. Con esto se aumentaría la seguridad vial y personal de muchos vecinos que ven a diario escenas desagradables por la ausencia de luz artificial.

Otro punto es la necesidad de un reductor de velocidad a la salida de calle Zapiola a la salida con la intersección de calle Arjonilla. En su mensaje, Juan, el denunciante, comenta: «Los automovilistas utilizan mucho esa lateral de calle Moyano para conectar de manera alternativa la Ruta Provincial 50 hasta el límite de San Martín con la localidad de La Colonia Junín. La alta velocidad es un trastorno para numerosos padres que observan el peligro inminente para niños. También porque en numerosas oportunidades esa esquina ha sido motivo de discusiones por las colisiones.

Después de años de reclamos ante las autoridades, los denunciantes apelan al medio de comunicación para obtener una respuesta urgente a la comuna.

Por redacción.