El hecho ocurrió el día de ayer en el Hospital Perrupato de San Martín. Un pequeño sufrió fractura en el cráneo y en una extremidad. Sus padres afirmaron no saber qué es lo que habría ocurrido.

ESPACIO PUBLICITARIO, LA NOTA CONTINÚA DEBAJO.

Sucedió alrededor de las 19, cuando una mujer de 29 años junto a su pareja de 19 llegó a la guardia del nosocomio con un bebé de tan sólo dos meses en brazos, al que se le diagnosticó fractura y hundimiento de cráneo, y fractura en el fémur izquierdo.

Autoridades judiciales comenzaron la investigación en el caso por las graves lesiones que presentaba el menor. Por lo tanto, sus padres, identificados como Vanesa Rosario Díaz Contreras y Exequiel Michael Arenas, fueron aprehendidos y la principal hipótesis señala un serio caso de maltrato infantil.

Los mismos, que viven sobre calle Tropero Sosa del Departamento, no supieron explicar que fue lo que causó las heridas del bebé. Por consiguiente, el fiscal encargado del caso  Gustavo Jadur fue quien ordenó la detención de los progenitores, y espera el adelanto del informe del Cuerpo Médico Forense para llegar a una posible imputación.

También intervino el Órgano Administrativo Local para la toma de medidas tutelares en caso de ser necesarias.

El pequeño fue trasladado y estabilizado en el Hospital Notti por la gravedad de sus heridas.

Por Redacción