El anuncio fue hecho por el Intendente del departamento de San Rafael quien dispuso el cierre de bares, restaurantes y la prohibición de actividades deportivas y recreativas, además de reuniones religiosas.

 Félix dijo que pedirá mayores controles en las rutas y exigirá a las autoridades de control ser muy duros con quienes incumplen la resolución municipal

Con esto se busca reducir el movimiento social a efectos de contener el brote de coronavirus que afectó a San Rafael en la última semana. 

«Es algo que no nos gusta hacer, pero que es necesario» destacó el Intendente Félix quien expresó que «los 63 casos en pocos días nos obligan a buscar la manera de contener este brote. Si bien siguen siendo pocos, es llamativo el crecimiento»

Se resolvió la suspensión de reuniones religiosas públicas y privadas. Restaurantes y bares solo podrán trabajar mediante la modalidad delivery y la denominada «pase y lleve».

También se suspende la actividad en clubes, los gimnasios deberán funcionar al 40% de su capacidad y ante un eventual caso de Covid-19 deberán cerrar sus instalaciones por 96 horas hasta la determinación de nexos y cadenas de contagios. Esta última determinación rige para todos los comercios  

Las salidas recreativas y deportes individuales,como caminata, ciclismo, running, etc., seguirán habilitadas, respetando todas las normativas de seguridad sanitaria.

La administración pública municipal mantendrá guardias mínimas para garantizar servicios esenciales. Los servicios de la comuna seguirán activos. 

Es importante remarcar que continúa en vigencia la prohibición de los encuentros familiares y que todas las salidas se deben realizar respetando el cronograma por finalización del número de DNI.