El proyecto conocido como ley de talles, que ya tenía sanción del Senado, busca crear un registro único y estandarizado, accesible para el consumidor y actualizado cada 10 años. Además, establece medidas contra la discriminación en los comercios y apunta a atacar enfermedades como la bulimia y la anorexia.

El Suniti se contempla tanto en la fabricación, confección, comercialización o importación de indumentaria destinada a la población a partir de los 12 años de edad, de acuerdo a la iniciativa. El proyecto establece que el Poder Ejecutivo Nacional, a través del organismo correspondiente, deberá realizar en todo el país y cada 10 años un estudio antropométrico de la población, con el fin de actualizar la base de datos.

Además, indica que “todo comerciante, fabricante o importador de indumentaria debe identificar cada prenda de acuerdo con el Suniti” y la etiqueta debe ser “de fácil comprensión para el consumidor” y debe estar “adherida a la prenda”. Por otra parte, los comercios estarán obligados a exhibir un cartel de un mínimo de 15×21 centímetros, en un lugar de fácil visibilización, que contenga la tabla de medidas corporales normalizadas.

Sin debate ante el riesgo de quedarse sin quórum, el plenario votó por amplia mayoría (163 votos a favor) convertir en ley este proyecto para que se venda en los comercios ropa con medidas corporales estandarizadas. Posteriormente, a través de Twitter, las diputadas del Frente Renovador Marcela Passo y Cecilia Moreau festejaron la sanción de esta iniciativa.

Passo dijo: «Es ley el sistema de talles único para la Argentina!!! Gracias a tod@s quienes fueron parte de este proceso en busca de la igualdad, en defensa de los consumidores y de las oportunidades para tod@s!!!

Fuente: Noticias Argentinas