En Mendoza el clima es un vaivén, y para el último domingo del año se espera que cierre la semana con altas temperaturas y probabilidad de tormentas.

Las altas temperaturas no dan tregua a los mendocinos y es por ello, que para mañana se espera un día muy caluroso en el que la máxima podría alcanzar los 37 grados.

Según informó la Dirección de Agricultura y Contingencias de Mendoza, para el domingo el día se presentará con nubosidad variable, mucho calor y tormentas aisladas en Mendoza. 

Además habrá presencia de vientos leves provenientes del noreste. La mínima podría ser de 20 grados.

Para el lunes, la temperatura bajará levemente con la posibilidad de que la máxima alcance los 35 grados y continuarán las tormentas aisladas.