Finalmente el gobernador Rodolfo Suárez aceptó la renuncia del titular de Vialidad Provincial de Mendoza, en medio de un escándalo por denuncias de corrupción.

El arquitecto Óscar Sandes dejará de ser titular de Vialidad desde el primero de agosto, y aún se desconoce quien será su sucesor. Pese a que el Radical Sandes se jubilará tras la renuncia, la causa ante la justicia seguirá su curso.

Sandes, quien llegó al cargo en la gestión de Alfredo Cornejo, había sido denunciado por malversación de fondos, y el Tribunal de cuentas de Mendoza lo halló responsable por un desfalco de tres millones de pesos, y aseguran que podría llegar a los diez millones. En ese momento el titular culpó al sindicado y manifestó que era una persecución política.

Al parecer los hechos de corrupción continuaron, y el titular de DPV se vio inmerso en denuncias por facturas truchas, vacaciones en la costa y hasta la compra de joyas para los festejos de San Valentín, todo pagado por Vialidad Provincial.

Luego Sandes intentó culpar a su secretaria,Corina Gallardo, ex gerenta de Recursos Humanos a quien le pidió la renuncia, asegurando que le había falsificado su firma. Luego Gallardo anunció que se constituiría en querellante en la causa, y aportaría datos importantes.