Una Bugatti Veyron Grand Sport se despistó en la llamada Cuesta de los Caracoles, mientras viajaba con rumbo a Mendoza. El conductor perdió el control del vehículo, se salió del camino y terminó en una ladera de la cordillera, según publica el sitio Autoblog.com.ar.

Solo hay 150 unidades en el mundo y una de ellas fue la primera víctima del Bugatti Grand Tour: la caravana que inició ayer una travesía en Chile y que hoy llegó a Mendoza.

Testigos del accidente aseguraron que “intentó maniobrar a último momento, pero se pasó en la curva”.

El Bugatti Grand Tour comenzó el pasado jueves en Santiago de Chile, y ha sido una locura para los fanáticos que han corrido a pie a los autos por las avenidas de la ciudad.

La caravana de lujosos autos pasará la noche en The Vines Resort y mañana sábado visitarán las bodegas Salentein y Vistalba.

Fuente: Autoblog.com.ar.