El gobierno de Alfredo Cornejo estableció el plan de obras para todo 2018, con un presupuesto de más de 8.000 millones de pesos, que equivale al 11% de los gastos totales previstos. 

ESPACIO PUBLICITARIO, LA NOTA CONTINÚA DEBAJO.

En proporción a la cantidad de habitantes los departamentos más beneficiados en el reparto de la torta serán -con algunas excepciones- los históricamente más relegados, con más territorio y menos población, como La Paz (35.404 pesos por habitante), Santa Rosa (11.161 pesos por persona) y el sureño General Alvear (6.564 pesos por habitante).

En tanto, hacia el fondo de la tabla, los que tendrán menos recursos per cápita son Maipú (sólo 1.674 pesos por persona), Guaymallén (1.681 pesos), Las Heras (2.536 pesos) y San Martín (2.627 pesos per cápita), que están entre las de mayor cantidad de población de la provincia.

En este sentido, en el reparto de obras por departamento, si bien algunas comunas gobernadas por la oposición no se vieron perjudicadas, como es el caso de Tunuyán y Lavalle, los intendentes peronistas de San Martín y Maipú criticaron no sólo la falta de obras con recursos provinciales para sus departamentos, sino que aseguraron que no fueron consultados tampoco por el Ejecutivo sobre las prioridades o necesidades propias que debían tenerse en cuenta.

Las reacciones ante el plan de obras 2018 de la provincia, con parte de recursos nacionales, fueron consecuentes con la cantidad de dinero que recibirá cada intendente.

En primer lugar, quienes se mostraron sorprendidos y alegres de lo que llamaron “justicia histórica” fueron los más beneficiados, los intendentes radicales Gustavo Pinto, de La Paz, y Norma Trigo, de Santa Rosa.

Del otro lado de la vereda, los caciques peronistas Jorge Giménez y Alejandro Bermejo, denunciaron que fueron discriminados por pertenecer a otro color político.

Para graficar, cada paceño recibirá en promedio $ 35.404  en recursos para obras, mientras que a cada santarrosino le “tocaron” 11.161 pesos. En el otro extremo, cada maipucino “recibirá” 1.674 pesos en 2018 y cada guaymallino apenas siete pesos más.

Es necesario remarcar que en el caso de La Paz, que tiene apenas unos 10.000 habitantes, recibirá muchos recursos por parte de la Nación en proyectos de viviendas (barrio Las Colonias y Boggero), además de dinero de las arcas mendocinas para la construcción de la Unidad de Diagnóstico Intensivo y la repavimentación de la ruta 50 que la une con Santa Rosa.

Fuente: Diario Los Andes